Omitir los comandos de cinta
Saltar al contenido principal
Skip Navigation Linksinicio > Prepara tu viaje > Guías de viaje
​​​​​​​

​​​​​​​​​​Mallorca para familias

​​

Solo si eres padre/madre sabes lo que es el reto de planificar una buena agenda de vacaciones familiares. Si además vives en un destino vacacional todo el año, te conviertes en el mejor prescriptor de actividades infantiles del lugar. Te contamos de primera mano 11 planes con niños probados con éxito por un padre mallorquín.​ Viaja en ferry a Palma de Mallorca​ y llévate tu coche para recorrer la Isla.



1. Naturaleza a lo Indiana Jones en la reserva Puig de Galatzó​


Naturaleza a lo Indiana Jones en la reserva Puig de Galatzó

En este parque natural se disfruta de muchas maneras: se puede practicar senderismo entre cientos de especies autóctonas que se fijan para siempre en el recuerdo en imágenes y olores, atravesar los puentes tibetano y amazónico o escalar una pared vertical. Dispone de zonas de barbacoa, piscina, animales... Si eres de personalidad atrevida, pregunta por el circuito de tirolinas: ¿has probado la sensación de estar colgado solo por un cable en plena montaña? Te aseguramos que hablaréis de ello en todas las conversaciones sobre vacaciones del futuro.

​2. Juguetes de tu época

En Palma se puede visitar el recién inaugurado Museo del Juguete (Calle Campana, 7), que cuenta con más de 7.000 piezas repartidas en tres plantas, algunas de ellas del siglo XIX. Además, realizan manualidades, talleres infantiles y se puede disfrutar de un café mientras se admiran auténticas joyas de la infancia en su Toys&Tapas. Y, si hace tiempo que dejaron de gustarte, aquí, además de ver el museo, se puede comer auténtica cocina mallorquina y el fin de semana hay actuaciones en directo. Su cóctel estrella, el agua de valencia. Sólo para adultos.

3. Parques acuáticos de verdad

Aqualand El Arenal es el parque acuático más grande de Mallorca. Echa una carrera con tus amigos en el Crazy Race, baja a la velocidad de la gravedad en el Kamikaze o hazte un Harakiri con tus hijos en una balsa neumática. Cuenta con 16 atracciones, a cuál de ellas más excitante: grandes toboganes, rápidos, túneles de agua... También tiene piscinas para los más pequeños de la familia y una amplia zona de restaurantes. Que no falte de nada. (Autovía Palma-El Arenal, salida 13). Consultar fechas de apertura

4. Buceo entre tiburones

Si te gusta sumergirte, en Palma Aquarium puedes codearte con los tiburones. Y tus hijos, entre varias especies marinas, como las rayas. Palma Aquarium es uno de los mayores acuarios de Europa, en el que habitan 8.000 ejemplares de 700 especies de fauna y flora delMediterráneo,Índico, Atlántico y Pacífico. Y si el calor es asfixiante, nada mejor que participar en la batalla de agua organizada por los piratas de Palma Aquarium. Incluso, ¿Quieres que un tiburón haga de canguro para tus hijos? Trae un saco de dormir y déjalos toda la noche en Palma Aquarium (Carrer Manuela de los Herreros i Sorà, 21), así podrás pasar una romántica noche con tu pareja y para ellos será una experiencia inolvidable.














5. Marineland, el primer y más galardonado delfinario de España

Impresionante la exhibición de las habilidades de estos inteligentes animales acuáticos en un show que deja a todo el mundo con la boca abierta. Un consejo secreto: ponte en primera fila y podrás ser uno de los elegidos para dar de comer a los delfines. Además, es imprescindible ver el espectáculo de los leones marinos o de las aves exóticas, entre muchas más actividades y sorpresas. (Garcilaso de la Vega, 9 Costa d'en Blanes).

6. Jungle Parc, a lo tarzán

Si los más pequeños (entre 4 y 11 años), están hartos del cubo y la pala, se volverán locos con el recorrido Pirata, diseñado en 2012, en el que vivirán una de las mejores experiencias de su vida, a 4 y 6 metros de altura. Descubre entre los bosques de Santa Ponsa (Avinguda Rei Jaume I) un circuito de aventuras con un total de 100 plataformas, desde las que desplazarse de árbol en árbol mediante puentes, lianas, redes y tirolinas. Hay diferentes recorridos, para los más deportistas o para los aventureros de la casa.

7. El aviario de S'Albufera

Declarado como Parque Natural en 1988 este humedal de más de 1.600 hectáreas puede recorrerse tanto a pie como en bicicleta. Cuatro itinerarios en los que te puedes encontrar más de 300 especies de aves e infinidad de peces, anfibios o reptiles. Aquí pasan largas temporadas más de 10.000 aves, como ánades, garzas y estorninos, tanto en invierno como en verano. Así que no olvides los prismáticos. http://www.balearsnatura.com/parc-natural-de-s-albufera-de-mallorca/


8. El tren más auténtico

Tren de Sóller. Por más que hayas oído hablar de él, siempre merece la pena visitarlo, palabra de padre lugareño. Este tren hace el recorrido Palma-Sóller con una locomotora y unos vagones similares a los de sus primeros viajes, en 1912. Un trayecto por parte de la Serra de Tramuntana, entre montañas y árboles y en asientos de madera. Durante el viaje tendrás que agarrarte bien, ya que en siete kilómetros se supera un desnivel de 200 metros y se atraviesan hasta 13 túneles. El viaje finaliza en Sóller, pero, pista importante: estaría incompleto si no se cogiese el tranvía hasta Puerto de Sóller, a dos kilómetros, un lugar paradisíaco a las faldas del Puig Major. No dejes de hacerlo.





​​

9. Mallorca en globo​

Mallorca en globo Las vistas más hermosas de Mallorca se disfrutan desde el cielo. Mallorca Balloons, en Manacor, organiza estos vuelos desde el únicoglobódromo autorizado por aviación civil de España. El recorrido dependerá de hacia dónde sople el viento y su duración será entre 60 y 90 minutos. Pero calcula estar toda la mañana o toda la tarde, ya que en el globódromo se puede tomar un café en el bar, ver un vídeo de globos en la sala o compartir con los pilotos su pasión por la aerostación. Y no olvides llevar cámara de fotos, la aventura es única http://www.mallorcaballoons.com/

10. Alta cocina en formato mini

En la planta baja del restaurante Jardín (1 estrella Michelin), de Puerto de Alcudia (Tritones, sn), se encuentra Danny's Gastrobar, un local de alta cocina en miniatura, perfecto también para el paladar infantil, a base de tapas de gran calidad, con una muy buena selección de vinos y un alto nivel gastronómico, como la hamburguesaDanny's Superstar o los buñuelos de bacalao. Pero si te gustan más las ensaladas, la recomendación es la Vorma, con salmón marinado. En una gran avenida plagada de hoteles, este sitio destaca por su enorme calidad.

11. La Granja secular​

Si quieres conocer la Mallorca más antigua y tradicional tienes que visitar La Granja de Esportlas, una antigua mansión del siglo XVII, que te permite descubrir el modo de vida de la isla en siglos pasados. Además, podrás degustar productos típicos, como el vino, el pan de higo, los buñuelos, la sobrasada, el queso... Imprescindible saborear las mermeladas elaboradas allí mismo. Incluso los príncipes de España, Felipe y Letizia, son asiduos a sus encantos. http://www.lagranja.net/


12. Un salto a Cabrera

Un salto a Cabrera El Parque Nacional de Cabrera es una bonita excursión familiar para realizar en unas cuantas horas. Solo un pequeño puñado de turistas puede visitar cada día el castillo, el museo, el monumento a los franceses, las cristalinas playas y la cueva azul. El barco se coge al sur de la isla, en la Colonia de Sant Jordi. Sin duda, lo mejor es contratar la opción Premium, que te permite dar la vuelta a la isla y bañarte en las playas de Sa Plageta, S'Espalmador y la propia cueva azul. Consultar fechas de apertura




​ 








todas l​a​s guías